El alcalde de Vila-real demanda a Folgado por injurias y calumnias en las “mentiras” de las “tapas, cañas y perfumes”

injurias  El alcalde de Vila-real, José Benlloch, anunció ayer que ha presentado una demanda para la celebración de un acto de conciliación, paso previo a la interposición de una querella criminal contra el portavoz del PP local, Héctor Folgado, por un presunto delito de calumnias y otro de injurias. La demanda responde a las acusaciones lanzadas por Folgado el pasado mes de mayo, cuando el portavoz popular acusó al alcalde de gastar dinero público en “tapas y cañas” y en la compra de “perfumes y cremitas para uso personal” cuando ni siquiera era alcalde.

“A mí se me acusó falsamente de haber cometido un delito y Folgado deberá responder por su incontinencia verbal, mala fe y manipulación de la realidad”, señala Benlloch. El alcalde explica que ha decidido interponer la demanda tras esperar ocho meses a que el portavoz popular pidiera perdón y rectificara sus palabras. “Como no lo ha hecho, me he visto obligado a recurrir a los instrumentos legales que tengo a mi alcance, que son los tribunales”, puntualiza el primer edil. Como paso previo a la interposición de la querella, tal como establece la legislación, Benlloch ha solicitado la celebración de un acto de conciliación en el que exigirá a Folgado “que reconozca ante el juez que ha mentido, que no he gastado un euro de dinero público en cañas y tapas, porque se trataba de gastos de representación institucional y protocolaria de los que él mismo también ha formado parte, y que no he gastado tampoco ni un euro de dinero público en cremas y perfumes para uso personal y mucho menos cuando no era alcalde”. “Si lo hace, tengo muchas más cosas que hacer que perder el tiempo con gente que ha demostrado que no tiene ningún interés por Vila-real y que su único objetivo es destruir al equipo de gobierno y, en particular, al alcalde”, añade Benlloch.

En esta línea, el alcalde lamenta que el PP “está intentando judicializar la vida municipal y ya vamos casi a una denuncia al mes”, pese a que “pretende manipular a los ciudadanos haciéndoles creer que es el equipo de gobierno quien acude a los tribunales”. “Esto demuestra que Folgado y el PP es un ejemplo claro de la hipocresía y cinismo más absolutos. Por un lado, habla públicamente de diálogo y, por el otro, se dedica a denunciar y acosar al equipo de gobierno, a escasos meses de las elecciones, con el único objetivo de contaminar a la opinión pública y atacar al equipo de gobierno, siguiendo la máxima de miente, que algo queda”, denuncia el alcalde.

A este respecto, Benlloch ha recordado que recientemente el exportavoz adjunto del PP, Ignasi Clausell, acusó al equipo de gobierno de falsificar los presupuestos municipales. Además, también recientemente se ha conocido la presentación por parte de todos los concejales del grupo popular de una denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción de Madrid, que desestimó la denuncia asegurando que lo denunciado no supone un caso de corrupción y remitiéndolo a Castellón, por si se hubieran producido errores administrativos. Esta semana se ha recibido también en el consistorio la respuesta de la Sindicatura de Comptes a otra denuncia del PP, “que la institución también rechaza, por lo que Folgado y el Partido Popular vuelven a hacer el ridículo con el único objetivo de atacar al equipo de gobierno y al alcalde, pensando que, aunque las denuncias no llegarán a ningún sitio, a escasos meses de las elecciones pueden contaminar la opinión de los ciudadanos manipulando la realidad con mala fe y lograr en los juzgados lo que no son capaces de lograr en la calle”. “Afortunadamente, los vila-realenses saben muy bien quiénes son Héctor Folgado y el Partido Popular de Vila-real”, concluye.