Vila-real aborda con Cruz Roja refuerzan el traslado de la entidad a la nueva sede.

Vila-real aborda con Cruz Roja refuerzan el traslado de la entidad a la nueva sede.

El alcalde de Vila-real, José Benlloch, ha mantenido un encuentro con Cruz Roja Vila-real que ha servido como primera toma de contacto con la nueva presidenta de la entidad, Carmen Galindo, quien sustituye a María Arrufat al frente de la asamblea local de la ONG. La reunión, a la que ha asistido también el concejal de Servicios Sociales, Álvaro Escorihuela, se ha realizado en la sede que la entidad aún ocupa en la calle Calvario, pero que en breve abandonará para estrenar el nuevo espacio que el Ayuntamiento ha cedido en el edificio de la antigua Estacioneta de la Panderola tras la reforma llevada a cabo en el inmueble. Tanto el Ayuntamiento como la entidad ultiman los trámites para que la entidad pueda ocupar en breve las nuevas instalaciones, que permitirán a Cruz Roja contar con una espacio en mejores condiciones para desarrollar su trabajo. El alcalde ha tenido palabras de agradecimiento hacia Carmen Galindo, por su compromiso social al asumir la presidencia de Cruz Roja Vila-real, y también ha reconocido la labor que durante los últimos años ha realizado su predecesora, María Arrufat. Benlloch, quien ha reiterado la voluntad de colaboración del Ayuntamiento con la ONG, ha repasado junto a las responsables de Cruz Roja Vila-real los principales proyectos que ésta lleva a cabo de la mano del consistorio y ha recordado que “Cruz Roja es una pieza clave en la alianza social que el equipo de gobierno mantiene con la ciudad para dar respuesta a los colectivos más vulnerables”.